Despertar México
Foto: especial

Rensa consolida liderazgo en industrias dependientes de cadenas de frío

México, a 09 de julio.- Cumplido el primer trimestre de 2021, el sector restaurantero acumulaba pérdidas por 100 mil millones de pesos de acuerdo con la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac); sin embargo, en los subsecuentes meses el cambio en los semáforos epidemiológicos a lo largo del país ha permitido una recuperación de dicho sector, cuya demanda de los comensales permitió el aumento en ventas de hasta un 65% con respecto al 2019.

Ante dicho aumento, el sector restaurantero ha tenido que poner énfasis nuevamente en suministro de alimentos, que constituye su recurso vital de operación; pero a su vez estos requieren de sistemas de enfriamiento para su conservación y posterior uso, siendo en dicho punto donde la refrigeración desempeña un papel fundamental, y empresas innovadoras como Rensa participan con su tecnología y experiencia para abonar a las cadenas de frío.

Una reciente encuesta de la firma OCCMundial reveló que, el 80% de los mexicanos tiene planeado asistir a un restaurante en los siguientes tres meses, de los cuales el 83% lo hará para celebrar un cumpleaños, aniversario o graduación; no obstante, en ello se encuentra implícito que esperarán una experiencia especial que incluya por supuesto el consumo de alimentos de gran calidad y frescura, cualidades que solo una buena refrigeración permite.

La refrigeración comercial constituye el eslabón final de la cadena de frío, la cual otorga a los alimentos, llámense frutas, verduras, bebidas, lácteos, peces, carnes, etc., la conservación de sus propiedades hasta el punto en que llegan al plato de los comensales.

Una infraestructura que les permitirá una mayor rentabilidad

Para esta etapa de la cadena de frío, empresas como Rensa han desarrollado sofisticados sistemas, cuya infraestructura de enfriamiento y conservación se han patentado, así como perfeccionado a lo largo de más de 32 años, hasta consolidarse como una opción óptima en el mercado nacional, tanto en el aspecto sustentable, ambiental y de ahorro energético.

Además de ofrecer sistemas de calidad y seguridad, Rensa ofrece al sector restaurantero la garantía de contar con una infraestructura que les permitirá una mayor rentabilidad, esto porque minimiza el desperdicio de alimentos, e incluso, resulta idónea para complementar la estrategia de Food Service que muchos restaurantes están implementando para mejorar la calidad de los alimentos en sus cocinas.

Si bien el sector restaurantero camina en franca recuperación, necesita de elementos adyacentes que, le permitan abonar a la rentabilidad, la cual incluso se manifieste desde conceptos como el ahorro energético hasta tener a disposición y a manera de seguro la disposición de personal capacitado para dar mantenimiento a la infraestructura de enfriamiento de manera eficiente y concreta.

Mientras las grandes cadenas de restaurantes a lo largo del país apuntalan su recuperación y garantizan la preservación de su recurso esencial, también los lugares medianos y pequeños pueden sumar puntos a través de elementos como la refrigeración comercial, ya que Rensa ofrece flexibilidad en el diseño e instalación de infraestructura para sus clientes, los cuales tienen la posibilidad de acceder a dicha tecnología para materializar su completa recuperación.

Pilar Rosales