Despertar México

En el 2050 puede que ya no haya comida para alimentar a la mitad de la población mundial

La mitad de la producción que se hace hasta el momento de alimentos en 2050 no bastará para alimentar a la mitad de la población y esto es debido a la pérdida de biodiversidad, degradación del ecosistema y estrés hídrico.

Debido a la agricultura se encuentra entre los mayores contribuyentes al calentamiento global, por qué emite más gases de efecto invernadero que todos nuestros automóviles, camiones, trenes y aviones combinados y el  metano se ve liberado por las granjas, óxido nitroso de los campos fertilizados y dióxido de carbono por la tala de bosques para cultivar o criar ganado esta práctica es un importante impulsor de la extinción de la vida silvestre.

Sin embargo, también la agricultura es el que también hace uso de nuestros suministros de agua y uno de los principales contaminadores, debido a  que la escorrentía de fertilizantes y estiércol altera los frágiles lagos, ríos y ecosistemas costeros de todo el mundo.

«Al observar el estado del planeta Tierra y la influencia de las prácticas agrícolas mundiales actuales sobre él, hay muchas razones para preocuparse, pero también motivos de esperanza, si tomamos acciones decisivas muy pronto«, dice Dieter Gerten, autor principal del estudio y profesor en la Universidad Humboldt de Berlín.

Actualmente, casi la mitad de la producción de alimentos mundial está rebasando los límites ambientales de la Tierra«.

Se tiene entendido que en  1800 la población estaba por  los mil millones de personas, en la actualidad la cifra está en los 7.7 mil millones, de los cuales el 60% se encuentra en Asia. Hoy en día la población sigue creciendo (linealmente, no exponencialmente, como se suele decir) pero lo hace más despacio.

Pero ahora la tasa de crecimiento llegó al 2.1% en 1962 y desde entonces ha caído hasta un 1.05%. y si sigue creciendo la población mundial alcanzará  un tamaño de 9.7 mil millones de personas en 2050 y de 10.9 mil millones para el 2100.

Violeta Martinez

Añadir comentario