Despertar México

Empleado de centro médico en EE.UU. destruye 500 dosis de vacuna contra COVID-19; fue despedido

Tras la pandemia por Covid-19, enfermedad gestada en Wuhan, China, diversas actividades en torno a la salud se han desarrollado debido a la alta demanda por contagios de Coronavirus alrededor del mundo.

Uno de los temas que más ha preocupado al sector salud como a la población es la llegada de la vacuna y las diversas propuestas, ya que distintos países en colaboración con respectivos laboratorios, han desarrollado una vacuna contra el SARS-CoV-2, por lo que muchas ya se han estado enviando a diferentes países.

Tal es el caso más reciente donde un trabajador de un centro médico del estado de Wisconsin en Estados Unidos, fue despedido luego de haber destruido más de 500 dosis de la vacuna de Moderna contra el Coronavirus.

Empleado admite haber destruido las vacunas intencionalmente

De acuerdo con la información emitida por la cadena Fox6, el empleado admitió haber retirado intencionalmente los viales de los antígenos del refrigerador en el que se encontraban.

Según la nota, el propio empleado admitió este miércoles haber retirado intencionadamente los viales de los antígenos del refrigerador en el que se encontraban.

«Estamos más que decepcionados, porque las acciones de este individuo provocarán que más de 500 personas sufran un retraso a la hora de recibir su vacuna», expresó el Aurora Medical Center. «Esto ha constituido una violación de nuestros valores fundamentales y el individuo en cuestión ya no trabaja con nosotros», aseguró también el centro médico.

La revisión inicial de la compañía atribuyó el incidente a un «error humano involuntario», aunque finalmente lograron esclarecer los hechos mediante una investigación que involucró a las autoridades locales y al FBI. No obstante, el centro médico no ha revelado detalles acerca de las motivaciones que llevaron a su ya exempleado a actuar como lo hizo.

El estado de Wisconsin acumula más de medio millón de casos confirmados de covid-19 y más de 5.000 decesos desde que comenzó la pandemia. En el ámbito nacional, EE.UU. se acerca ya a los 20 millones de infectados y supera los 341.000 fallecidos.

Alexas Rosas